domingo, 5 de septiembre de 2010

SPLIT EDIT - J-CUT / L-CUT - REACTION SHOT

La técnica del Split Edit, consiste en realizar la transición entre dos planos sin hacer coincidir lo que se ve en pantalla con lo que produce el sonido que se escucha. El Split Edit se suele utilizar mucho en los diálogos entre personajes con el fin de evitar que el montaje de la conversación parezca la retransmisión de un partido de tenis. Además, nunca hay que olvidar que muchas veces es, narrativamente, más importante ver la reacción de las personas que escuchan, que la cara de las que hablan. Dicen algunos cineastas que encuadrar siempre al personaje que dice un diálogo hace que el público se pierda media película. Otra virtud del Split Edit es que suele lograr que el montaje sea más fluido para el espectador. Las Transiciones entre planos tienden a hacerse más invisibles e imprevisibles, lo que ayuda a sumergir al público en la narración.

Un ejemplo, sacado de The Big Thief (1953), de una conversación, montada sin utilizar la técnica del Split Edit, en la que el diálogo acaba pareciendo un peloteo a tres bandas. Además, la utilización del Primer Plano se hace inadecuada para resolver una escena que no tiene gran significación dramática.

video

Otra conversación (perteneciente a The Lady Vanishes, 1983) pero esta vez, resuelta utilizando el Split Edit. El montador de Hitchcock pone en pantalla, en cada momento; la cara del personaje que le parece tener más interés narrativo, sin importarle lo más mínimo si está hablando o no.

video
 

Un tipo de plano con categoría propia, relacionado con este estilo de montaje, es el llamado “Reaction Shot”. Este plano muestra la reacción de un personaje a algo que está sucediendo en la escena. A menudo, se rueda la cara del actor en Primer Plano para hacer, claramente, visible la importancia de su respuesta emocional a lo que ocurre en la trama.

El Split Edit también es muy utilizado para hacer Transiciones entre escenas que ocurren en diferentes localizaciones. En este caso concreto también se lo suele llamar Audio Bridge. Se suele diferenciar entre J-Cuts y L-Cuts. En los primeros, el audio de la imagen posterior empieza antes y en los segundos, ocurre lo contrario. Se los llama así porque provocan esas figuras en la línea de edición de los programas de vídeo.